Inbionova es una empresa con más de 30 años de experiencia y funciones en Colombia. Todo empezó siendo C.I.C.E.L (Compañía Central Electrónica) ubicada en la ciudad de Bogotá, instalando sistemas fotovoltaicos en zonas en donde carecían de luz eléctrica convencional en nuestro país. Luego de la llegada de los chinos y sus sistemas fotovoltaicos más baratos convirtieron este mercado en uno más competitivo, lo que obligo a la compañía a abrirse a otros campos de acción. Desde el principio el Investigador y Director Técnico y Científico Fabio Aristizabal Ochoa reconocido por ser el inventor del balasto Electrónico de 12 voltios y siendo cofundador de la norma ICONTEC para sistemas fotovoltaicos en Colombia, proactivamente se ha dedicado a la observación de problemas en el medio y en su
solución amigable con el medio ambiente y en pro de la vida.

La Compañía se trasladó a la ciudad de Armenia en el departamento del Quindío con el nombre Agrosol, donde desde hace ya 15 años ha desarrollado investigaciones en el agro, protocolos de cultivos, granjas experimentales y proyectos medio ambientales, de agricultura limpia y orgánica, el aprovechamiento de recursos renovables y seguridad alimentaria donde Fabio Aristizabal Ochoa fue Socio-fundador de Asorgánicos del Quindío y desarrolló los protocolos de investigación en manejo Orgánico de la Mora, en Ganadería y del Café para el departamento del Quindío y Tolima y ademas diseñó y desarrolló la Máquina desbrocadora para el Café, un invento que funciona como una tecnología alternativa de gases para el manejo de esta plaga. Durante esos procesos de investigación en la agricultura nos encontramos con una monstruosa industria de fertilizantes químicos que invadían no solo los locales comerciales del departamento sino las fincas cafeteras y cultivos con sus productos.

Fuimos testigos presenciales de lo que estos mortales fertilizantes hacían con nuestra fauna, flora y comunidad. Notamos que la región carecía de guianza y conocimiento con respecto a productos limpios y alternativas amigables con el medio ambiente y la salud de los campesinos. Por esta razón Agrosol empezó un arduo trabajo desarrollando productos como el Maná Escol. Y para educar a los campesinos logramos un espacio en Telecafé con un programa de televisión educativo llamado Agricultura de Vida.
Ha sido un largo y productivo camino lleno de logros y altibajos, en donde el proceso de investigación ha sido completamente manual, con recursos propios de la compañía, logrando resultados extraordinarios, presenciando testimonios impactantes en el agro, de campesinos recuperando cultivos y por consiguiente su sustento, campesinos renunciado a seguir exponiendo sus vidas y su salud a esos fertilizantes químicos para apostarle a la agricultura limpia. Agrosol desarrolló investigaciones de carácter nutricional notando que un gran porcentaje de campesinos, de familias y de comunidades carecían de y de calidad de vida debido a un sinnúmero de enfermedades. Gracias a estas investigaciones en animales y en plantas con productos como: Nitrormin, Biontrol y Prebiótico, entre los otros ya mencionados, logramos desarrollar productos innovadores para el consumo humano como Bioremix, Bioremix – Mana, Bioremix Mana Especial, Bellasen, Bellasen Crema, Vitaler. Dolfin y Purafib, que han logrado devolverle a las familias lo que les fue arrebatado, como salud, nutrición y bienestar! Estos productos
innovadores desarrollados pueden cumplir con estándares de mercados competitivos.

Es allí donde nace INBIONOVA SAS el 7 de mayo de 2014 como centro de investigación y biotecnología que se dedica al diseño y fabricación de insumos biológicos, orgánicos e inorgánicos para solucionar problemas y abastecer las necesidades del sector agropecuario. Siendo además el relevo generacional de los fundadores a sus hijas como precursoras de la misión y visión de la empresa, abanderando nuevos servicios que lograrán sin lugar a dudas trascender fronteras y dejar legado que es hoy una realidad única en el departamento del Quindío, en la región y el País, en el campo de bienestar y salud agropecuario, la cual ya lleva 2 años en el mercado y recibió reconocimientos quedando entre los 10 mejores proyectos presentados ante la Organización Ventures en el año 2015, este año el reconocimiento vino de Agrofuturo 2016 como 6to emprendimiento mas importante del país para el futuro del agro. Además, fuimos invitados como start up BIO por COLCIENCIAS a la primera feria de Biotecnología realizada en Colombia. Es así como en los últimos 5 años y de la mano de la EAM, este proyecto familiar ha tomado una visión empresarial y clara de lo que requiere el Quindío para impulsar su industria, el apoyo a la investigación y la innovación.